El pasado 14 de Julio, el presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela Hugo Chavez, anunció que se tendrán que revisar las relaciones y convenios con el Vaticano.

Unos dias antes, el Vaticano emitió un comunicado a la comunidad internacional alertando de que es inaceptable un Estado socialista en Venezuela, asegurando no se respetaba las normas democràticas y de espaldas a la voluntad popular.

Un vez más, Chavez pone las cosas en su sitio.